Tengo quistes en el pecho y me gustaría saber si eso puede afectar si me hago un aumento de pecho. Es una duda muy frecuente en los pacientes que acuden a consulta de cirugía plástica.

Muchísimas mujeres tienen quistes en las mamas. Suelen ser quistes benignos. Se le suele llamar mastopatía fibroquísitica. Y aunque tenga un nombre muy rimbombante, no es nada malo y la mujer suele vivir con ella toda la vida.

Hay que dejar muy claro, que la mastopatía no tiene nada que ver con el cáncer sino más bien, con lesiones en el pecho de carácter completamente benignos.

En algunos casos, si uno de los quistes es muy grande o molesta, duele o preocupa mucho a la paciente, se puede decidir quitarlo. Además, en muchos casos, la paciente no tiene solo uno. Tiene muchos. A lo mejor 10 en cada lado o incluso más. Por tanto, no se pueden quitar todos, salvo haciendo una mastectomía, lo cual no está indicado ni de lejos.

La mastopatía fibroquística no modifica en absoluto el resultado de un aumento de pecho, ni aumento ninguna de las posibles complicaciones, ni aumenta el dolor existente. Es más, con el paso del tiempo, como el implante atrofia de alguna manera la glándula, la mastopatía podría mejorar al colocar un implante.

De todas formas, lo más importante en las mamas es el control y el seguimiento. Una mujer con mastopatía fibroquística es una buena candidata a hacerse controles ecográficos cada dos años. Por tanto, ese control, se podría hacer coincidir con el control de los implantes.

Es bueno recordar que podemos realizar una cirugía con implantes mamarios sin tocar ninguna estructura mamaria.

A través del surco submamario somos capaces de poner un implante dejando por encima el tejido glandular y graso mamario y dejarlo intacto, de tal forma que el pecho lo dejamos completamente virgen.
 

Si tienes dudas llámanos al +34 965 261 191 o déjanos tus datos y nos pondremos en contacto contigo.